domingo, 6 de julio de 2014

Datos para la historia de Plasencia: LAS CAMPANAS DE LA CATEDRAL.

CAMPANAS DE LA CATEDRAL DE PLASENCIA,
DATOS PARA LA HISTORIA.

El día 16 de Abril de 1.409, en el arrabal de San Juan,  se fundió la  campana llamada Alta Clara, la cual estaba quebrada, de ella se sacaron dos campanas llamadas San Gervasio y San Protasio,  y se le colocaron asas nuevas a la llamada Camacha. Costó 4.000 mrs., la catedral costeó el gasto de los operarios y seis pares de  fuelles de ferrero.
Mientras se fundían estas campanas, todas las campanas de la ciudad estaban repicando y  se cantaba el “Veni Creador Spiritus”,  y el “Ave Maris Stella”. Una vez terminada la fundición se entonó el “Te Deum laudamus” como acción de gracias.

En 1.485 se fundió la campana mayor llamada Santa María. Tiene el escudo del obispo don Rodrigo Dávila. Popularmente se llama a esta campana María de la O. Dice una tonada popular:
María de la O me llamo / cien quintales peso /  quien no me crea / que me coja en peso / de una vuelta a la ciudad / y me vuelva a colocar / en el mismo lugar. Esta campana es la más grande de todas, está orientada hacia el río. La campana María de la “O” se rompió en el año 1894, en un toque de rebato.
"Sermonera"
En 1.509 el maestro Claude fundió una campana que pesó 51 quintales, por la cual el Cabildo le pago  315 mrs. por quintal. 
En 1.544 se fundieron dos campanas de la catedral que estaban rotas, se llamaban "de la Obra" y  "la Sermonera", una vez fundidas se llamaron "San   Blas"  y  "San Gregorio"
El 27 de febrero de 1.567 se mandó fundir la campana grande de la catedral (voz de contrabajo) aumentando el metal necesario para que quedase el mismo peso que tenía antes.
El maestrescuela Juan Correa y Roldán dice que las tres campanas mayores de la torre de la catedral (hay seis) se llamaban, Doña María, Santa Eulalia y Altaclara, y sus sonidos eran de  alto, bajo  y  tenor. Esta campana Altaclara se rompió y fue fundida para sacar otras de ella, en su lugar se colocó la campana llamada Santa Bárbara.
Esta orientada  mirando al río la llamada  Doña María o Maria de la O,  Santa Barbara mira hacia el puente de Trujillo y Santa Eulalia de Mérida está orientada hacia la Puerta de Talavera.
Dice Pascual Calvete en su libro Historia de  las Campanas (1.991),   que la campana María de la O, la mandó hacer el obispo D. Rodrigo Dávila, siendo mayordomo Juan Tostado, según dice la inscripción que lleva.  Aunque la copla dice que pesa 100 quintales (4.600 kilos), la verdad es que debe de pesar mucho más, pues la Sermonera (Santa Bárbara) pesa 240 (11.000 kilos) y es más pequeña que esta.
"Maria de la O y Sermonera"

La campana Santa Eulalia de Mérida pesa 200 arrobas  (2.300 kilos), y la mandó construir el obispo Casa y Souto.

La llamada de Santa Bárbara, el pueblo la conoce como “La Sermonera” porque anunciaba que al día siguiente  había sermón solemne.  Fue hecha por Gaminio Hernández, siendo mayordomo Fernando Egido. Pesa 240 quintales (11.000 kilos).
Un quintal pesa 46 kilos y una arroba 11.5 kilos
Era costumbre ungir las campanas con  el Santo Óleo  o Crisma, para que su sonido fuese santo incitando a los cristianos a la oración y aborreciendo a los demonios. Se ungían con óleo por fuera, haciendo siete cruces, y por dentro se hacían cuatro cruces con el crisma.
 Así mismo se decía que el sonido de las campanas tenía el poder de alejar las tempestades, adelgazar el aire, y deshacer los nublados.
Cuando no se sabía si una campana estaba  bendecida, se procedía a bendecirla de nuevo y ha partir de entonces se la solía llamar “Campana jurdana” por el bautizo del río Jordán. Esto pasó mucho en la época de la reconquista, en la cual no se sabía que campanas eran árabes y cuáles eran cristianas de antes de la invasión.
"Santa Eulalia"
La palabra campana viene de la región italiana de La Campania, de la cual era natural San Paulino de Nola, el cual empezó a usarlas  por los años 410 a 430, para llamar a los fieles a las iglesias. En su honor a las campanas pequeñas se las llamó durante muchos años "Nolas" y a las grandes "Campanas".
Las campanas están compuestas de tres partes, El Jubo o brazos, la Copa o cuerpo y el Badajo.
El jubo suele ser de madera (también los hay de hierro), lleva unos tirantes sujetos con tuercas y en cada extremo de dicho jubo se hallan los ejes, los cuales terminan en unos cojinetes, el exterior de madera y el interior de metal. Estos cojinetes van apoyados en el campanario.
La Copa o cuerpo es de bronce con varias aleaciones, las cuales le dan la sonoridad a la campana.
El badajo puede ser  todo de hierro, o bien de madera con la coronilla de hierro.
Como curiosidad diremos que la campana más grande de la iglesia católica está en la catedral de Colonia y pesa 27.000 kilos.
Pero la más grande del mundo es la llamada Tzar Kolocol, la cual está en el Kremlin (Moscú) que pesa la friolera de 180.184 kilos. Tiene una circunferencia de 20,53 metros,  más de 6 metros y medio de diámetro, una altura de 5 metros y un espesor de 0,61 metros. Esta campana se rompió hace tiempo y solo está expuesta como atracción turística.
La campana del reloj de la catedral se considera la más antigua de la ciudad, se cree que es del tiempo del rey fundador Alfonso VIII.
La torre de las  campanas es del siglo XIII o XIV, hoy está adosada  a la catedral nueva por el sur, a la altura de la sacristía-cerería, ocupa el lugar de un cubo de la muralla. No se sabe bien qué relación de proximidad tenía con la catedral vieja. La torre tiene una altura de 29,5 metros. El primer cuerpo macizo de 8,15 metros sobre el enlosado. El campanario está cubierto por una bóveda de crucería con nervios a las esquinas, que está ocupado en el centro por dos grandes mochones de piedra.
A la altura del segundo piso se ven unas ventanas  ojivales que miran hacia la muralla, estas ventanas servían como puertas para el paso de la ronda cuando la muralla estaba adosada a esta torre.
Aunque hoy se ve la torre pegada a la catedral, en sus principios no lo estaba, ya que la  cabecera de la catedral antigua  llegaba hasta los púlpitos de la nueva.
 Estas torres separadas de las iglesias  solían tener dos funciones; una, la de avisar de los oficios religiosos, los cuales servían de reloj a la población, y la otra función sería la de toques civiles, es decir, llamadas a la población para avisos de eventos extraordinarios como incendios, asaltos, tormentas, etc.…

Pedro Luna Reina - Jose Antonio Pajuelo Jiménez.
A.C.P. "PEDRO DE TREJO"
                                        "SEMBRANDO INQUIETUDES"


1 comentario:

Francisco de Jesus Valverde Luengo dijo...

Es todo un lujo para quienes tenemos el placer de entrar en La Voz de Mayorgaq , encontrarnos con tanta erudición sencilla y asimilable. la colección de artículos que van tomando cuerpo en este culto blog es una aportación al conocimiento de la historias y costumbres de Plasencia que os hace dignos de ser miembros activos de la A.C. P. PEDRO DE TREJO.

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Jose Antonio:Médico. Pedro:Industrial,Documentalista. Pero sobre todo, y desde hace cuatro décadas, personajes incansables rescatando el recuerdo de nuestras raíces culturales. Nuestro deseo es compartir esa experiencia, con el ánimo de continuar con la herencia de nuestros antepasados.